Paloma visitó a ALÍ en el Hospital de la Paz, desde donde nos han solicitado ayuda.

ALÍ lleva 20 años viviendo en España. Su exmujer y su hijo residen en Marruecos.
Tiene amputado miembro inferior por enfermedad vascular.
Percibe una pensión por incapacidad permanente, pero pasa manutención a su hijo y también ayuda en las obras de mejora de la casa donde residen su exmujer y su hijo.
Su actual prótesis, muy antigua y deteriorada, le ha producido dolorosas heridas. Por esta razón, se siente muy dependiente de su hermana y cuñado, con los que vive.
La Fundación le va a ayudar a financiar la parte no cubierta por la Seguridad Social para adquirir una nueva prótesis. En la ortopedia ya le han tomado medidas.
No dejaba de decirnos que no tenía palabras suficientes para demostrar su agradecimiento.
Esperamos que tenga pronto su nueva prótesis y pueda gozar de mayor autonomía.

Lo deseamos de corazón!!!